Embrace Darkness

Step Into the Light

Contacto

Leer

?

No te queda otra. Si en tu equipo de trabajo hay una buena comunicación, confía en las personas. Centramos esta nueva entrada mirando a la figura del líder de equipo y la historia podría empezar así:

Es temprano, no es una hora muy frecuente para hacer una llamada a algún miembro de la empresa, pero el líder o responsable de equipo, como quieras llamarlo, la hace. Al otro lado, la persona a quien telefonea y ante lo inhabitual de recibir esa llamada tan avanzada de hora, se extraña, pero no duda y la responde. Al descolgar el mensaje que recibe es cortante, absoluto y pidiendo explicaciones a temas de trabajo, por supuesto.

Perplejo, intentando ubicarse, pues no se encuentra delante del ordenador, intenta asimilar toda la información y dar respuesta a cada pregunta lanzada. Sigue desconcertado, pues todos esos datos que se le están solicitando están consensuados con el resto de equipo y ejecutados según la estrategia. No entiende nada.

Le están pidiendo explicaciones, el por qué de la toma de decisiones y paso a la acción de ciertos trabajos. Mientras intenta viajar mentalmente a esos Excels donde está todo escrito y planificado, se pone nervioso y no logra dar con todas las respuestas que le están exigiendo. Recordamos, su horario laboral todavía no ha empezado y no dispone de sus herramientas de trabajo. Quiere dar contestaciones, porque las tiene, no tiene la necesidad de justificarse cuando sabe muy bien cuáles son sus responsabilidades, cómo y cuándo deben realizarse.

La comunicación fluía o eso creía.

Cuelga el teléfono, no sin antes haber intentado bajar el nivel de la conversación. Ha pretendido poner un freno con una contestación que podía haber dado mucho antes: En cuanto me siente delante de mi mesa de trabajo te hago llegar todo lo que me solicitas. Punto. Ambas partes se habrían ahorrado perder unos valiosos minutos, bastante amargos para arrancar el día.

El responsable obtiene respuestas, acordes a ese plan que ya se había establecido. La otra parte, la que recibió esa llamada, siente que algo no funciona. ¿Pero quien realizó esa llamada también lo siente así? ¿O necesita pedir explicaciones cada vez que algo se tuerce y en consecuencia, generar una sensación de desconfianza hacia los miembros de su equipo?

Do it clear trata de libertad, de responsabilidad y de transparencia. Si alguna de estas patas se suelta, difícilmente podrá funcionar. Para nosotros es vital que estas patas estén unidas por una pieza clave, la comunicación y somos conscientes de que una buena fluidez de la información en cada uno de los procesos que llevamos a cabo lleva implícita la confianza y la valía de ejecución de cada miembro del equipo.